Aceites esenciales para calmar a los niños

Desde que publicamos nuestro artículo acerca de “los aceites esenciales en niños y bebés“, nos han llegado muchas cuestiones relacionadas con los aceites esenciales y su aplicación en niños. La pregunta que más se ha repetido es:

¿Qué aceites esenciales pueden usarse para calmar a los niños y cómo usarlos adecuadamente para ello?

Por ello hoy os traemos este artículo para ayudaros a calmar a los niños y que mejoren su descanso… y el nuestro!

Si bien es cierto que nuestros niños tienen que correr, saltar, jugar, etc;  llegada cierta hora deben empezar a relajarse y prepararse para la hora de dormir, normalmente antes con simplemente hacer todo esto llegaban ya cansados a la noche y podían conciliar mejor el sueño, pero la situación que vivimos ahora les está dificultando llevar a cabo todas sus actividades y ello está afectando a su descanso.

aceites esenciales relajantes para niños

 

Aceites esenciales que ayudan al sueño de los niños:

Aceite esencial de Lavanda

La lavanda es nuestra planta relajante estrella, lo que hace a su aceite esencial ideal  para la hora de dormir. Podéis usarlo  en el difusor, rociado sobre lino (sobre la cama, exceptuando la almohada,. aplicado en las plantas de los pies o la columna vertebral (diluido con un aceite vegetal), o añadirlo a un baño (para el baño debemos mezclar antes los aceites esenciales con sal y tras ello agregar la sal al baño).

Aceite esencial de Manzanilla romana

Uno de nuestros aceites favoritos  de todos los tiempos, la manzanilla romana huele dulce. La manzanilla está regida por el Sol – y funciona en el chakra del plexo solar/manipura – su centro de poder personal, autoestima y confianza. Es increíblemente calmante y tranquilizante, y se conoce como el Aceite de Propósito Espiritual. La manzanilla tiene un efecto calmante y tranquilizador en la mente y el cuerpo. Ideal para usar en el difusor o aplicado en las plantas de los pies y la columna vertebral diluido con una crema o aceite vegetal.

Aceite esencial de Vetiver

La raíz de vetiver se caracteriza por un aroma dulce y muy agradable combinado con un pequeño olor a tierra. Un aceite increíblemente calmante, es rico en sesquiterpenos, dándole un efecto de base en las emociones.

Aceite esencial de Mejorana dulce

Otro hermoso aceite valorado por su positivo y calmante aroma. Úsalo aromáticamente para promover la paz y la calma, o diluido para aplicar tópicamente en los pies del  niño quisquilloso antes de dormir. La mejorana puede ser usada en difusor  para calmar los sentidos antes de una noche de sueño reparador.

 Aceite esencial de Incienso 

El incienso es un aroma cálido, picante y limpio. Aterriza, ancla y eleva las vibraciones. Tiene un efecto sinérgico con otros aceites cuando se usa en combinación. Difundir para promover sentimientos de relajación y equilibrar el estado de ánimo.

Aceite esencial de Naranja

Aunque los aceites de la familia de los cítricos son típicamente edificantes y estimulantes, la Naranja  puede ser increíblemente calmante en una mezcla de difusores nocturnos.  el aceite esencial de naranja tiene la facilidad de calmar el sistema nervioso, a la vez que mejora nuestro ánimo, además tiene la capacidad de purificar el ambiente, especialmente cuando lo usamos en difusión.

El aceite esencial de naranja se ha usado tradicionalmente para ayudar en problemas del sistema nervioso como: ansiedad, insomnio de niños y adultos y estrés.

Aceite esencial de Baya de enebro

La baya de enebro tiene un aroma leñoso, picante y fresco. Calmante, basado en las emociones. Sus propiedades astringentes, carminativas, depurativas y antirreumáticas. Hacen que ayude a mejorar todo tipo de trastornos de la piel y a aliviar estados de estrés, tanto físicos como mentales. Difundir para los sentimientos positivos y combinar con cítricos, como la naranja, para disminuir el estrés en las tardes/noches.

 

Aplicaciones tópicas para niños

Llenamos nuestra botellita de 10 ml con el tapón roll-on  con un aceite portador como el aceite de almendras (ideal para los niños), luego añadimos 3 gotas de aceite de lavanda (una dilución al 1%)  para niños de 2 a 6 años, o 5 gotas (una dilución al 2%) para niños de 6 a 15 años. Tras esto aplicamos en las plantas de los pies o a lo largo de la columna vertebral antes de acostarse. 

 

Mezclas de aceites esenciales en difusores para el sueño de los niños

Cuando difundamos aceites en la habitación de un niño, debemos asegurarnos de que esté bien ventilado, y usar menos cantidad de la que usaríamos para nosotros mismos. Podemos comenzar con 3 gotas y revisar la habitación para asegurarnos de que el olor no es muy fuerte, añadiremos más gotas si es necesario. Algunas combinaciones son:

1 gota de lavanda, 1 gota de manzanilla romana, 1 gota de baya de enebro

1 gota de Lavanda, 1 gota de vetiver

1 gota de lavanda, 1 gota de vetiver, 1 gota de incienso

1 gota de manzanilla romana, 1 gota de vetiver, 1 gota de baya de enebro

1 gota de naranja, 1 gota de mejorana dulce

 

Para los más miedosos: “Repelente de monstruos”

Si vuestros niños temen a la oscuridad o a los monstruos, intentad combinar 5 gotas de lavanda con 5 gotas de bayas de enebro en un frasco de 30 ml de hidrolato de rosas o de azahar, luego agitaremos el bote para que se mezcle bien y haced que vuestro pequeño rocíe su propia ropa de cama y los rincones de su habitación para desterrar a los monstruos antes de dormir.

Otro remedio anti-monstruos sería en un botella de 100 ml, incorporar el 80% (80 ml) de su capacidad alcohol del 70% y el 20% restante del bote lo llenaríamos con agua embotellada o destilada a esto le añadiríamos 100 gotas en total del aceite esencial que prefiráis de los que hemos comentado en este artículo (lavanda, manzanilla romana, vetiver, naranja, mejorana, enebro, incienso), como en el anterior agitar antes de pulverizar para que se mezcle todo bien.

De esta manera no sólo no se les acercarán los monstruos si no que disfrutarán de un sueño de calidad y profundo. Para estos dos remedios recomendamos siempre agitar antes de utilizar y al pulverizar evitar la zona de la almohada. También podéis probar a que vean la peli Monstruos S.A. y que así vean que los monstruos son mucho más divertidos de lo que creen ☺ , y además pasareis un buen momento en familia.

 

 

Esperamos que estos aceites ayuden a vuestros peques a conciliar el sueño y descansar, disfrutando de una sueño profundo para que cargue bien sus pilas!

Si probáis estos remedios nos encantaría que nos dejaseis en comentarios que tal os ha ido… sobretodo el súper repelente de monstruos!!